¿Qué es una Infraestructura Hiperconvergente (HCI)?

Que es una infraestructura hiperconvergente

Una infraestructura hiperconvergente es un sistema que reúne todos los elementos que tradicionalmente se pueden conseguir en un centro de datos como lo son almacenamiento, procesamiento, recursos de red, entre otras.

Una infraestructura hiperconvergente permite llevar al mínimo la complejidad de los centros de datos al tiempo que su escalabilidad se aumenta significativamente. Adoptar la HCI no supone un aumento significativo de costos y los beneficios se hacen evidentes.

Tabla de contenido

Lo que conocemos con infraestructura hiperconvergente no es más que un enfoque diferente que se le da a las infraestructuras de la tecnología de la información. Este enfoque se basa en un sistema unificado, que robustece los recursos de redes y los de almacenamiento en un sistema informático.

Tal y como mencionamos antes, se trata de un enfoque que se le pueda dar a las redes de TI. A principio de los años 90s con la popularización de internet se introdujeron las primeras infraestructuras con SAN servidores y redes de almacenamiento.

Aunque de primer momento este sistema podía satisfacer las necesidades de los usuarios, hoy en día se hace insuficiente. La HCI es la preferida por las empresas que desean ser competitivas en los tiempos de la nube y no perder la posibilidad de escalar sus sistemas.

¿Cómo funciona las Infraestructuras Hiperconvergentes?

Lo principal que hay que entender de la infraestructura hiperconvergente es que se sustituye una infraestructura antigua, costosa de mantener y compleja por una plataforma mucho más sencilla de operar que puede ejecutarse en servidores. Se consigue la unión de procesamiento, almacenamiento, redes y visualización.

El software juega un papel fundamental en las HCI. Este viene a ejecutarse en cada nodo de los servidores y distribuye las funciones operativas para conseguir elevar el rendimiento. Esta combinación de elementos hace que no sea necesario usar estructuras complejas y voluminosas pues cada tarea se va a ejecutar en una máquina virtual.

La implementación de una infraestructura hiperconvergente es sin duda una gran idea. Hacerse con los beneficios que ofrece la nube más que el futuro es el presente y se vuelve un estándar para las empresas. Con estas hay una multitud de posibilidades, dentro de las que podemos nombrar:

  • Conseguir una nube privada
  • Conseguir ampliar el entorno a una nube publica
  • Conseguir una nube hibrida

Ventaja de las Infraestructuras Hiperconvergentes

La gestión unificada de los recursos consigue transformar el modelo operativo que hasta hace poco era un estándar. Estas son algunas de las ventajas de implementar una HCI:

Eficiencia

Al eliminar los procesos manuales y los equipos de operaciones la eficiencia de los procesos se magnifica. Solo se requiere de un equipo de servicios convergentes de TI para que gestione todos los recursos del sistema y mejore los servicios de almacenamiento del sistema.

Una de las mejores características de estos sistemas en este aspecto es el relacionado con la asignación dinámica de capacidades, protecciones y rendimiento. Al ser considerados los recursos como depósitos de almacenamiento asignables, vas a poder determinar los niveles más adecuados de estas tres según como tú mismo/a lo dispongas.

Costo

Con la mejora en lo referente a eficiencia llega también una mejoría significativa en lo que respecta a los costos. La escalabilidad de las HCI es tanto vertical como horizontal, por tanto lo único que requieres son servidores estándar x86. Puedes olvidarte de las complicadas y costosas redes que tendrías que adquirir por separado.

Puedes añadir capacidades sin ningún tipo de problemas o interrupciones. Del mismo modo, se eliminan las dependencias a proveedores en específico y no hace falta un abastecimiento extraordinario. Con una HCI tienen que hacerse las empresas que deseen reducir sus costos sin dejar de competir.

Adaptabilidad

En los tiempos que corren, las necesidades de una empresa pueden cambiar con mucha celeridad. El hardware puede configurarse e implementarse en muy poco tiempo, del mismo modo que las cargas de trabajo pueden implementarse cuestión de minutos. Es posible acelerar el rendimiento de las aplicaciones esenciales si así lo deseas.

Tendrás la posibilidad de preparar el entorno de TI más adecuado para tu empresa. Será mucho más sencillo satisfacer todas las necesidades específicas sin tener que hacer mayores inversiones o si quiera modificar el hardware. Con vista al futuro, la HCI es la infraestructura que mejor se adapta.

Gestión simple

La gestión de estructuras de TI más tradicionales requiere la mano de profesionales medianamente calificados. No cualquier persona podría operar los sistemas antiguos, a diferencia de las HCI. Con estas, la gestión se vuelve realmente sencilla y fácil de entender aun para personas que no tienen idea de cómo funcionan sistemas informáticos.

No se necesita ser un experto pues la infraestructura en general es más fácil de manejar. Sin embargo, no hay que confundir operar con gestionar problemas. Ante alguna falla o situación problemática siempre se tiene que llamar a un técnico que generalmente son gestionados por los proveedores.